Reformar la constitución para evitar excesos del Poder Judicial: Geovanna Bañuelos

0
86
  • Presenta iniciativa para que no sean suspendidas normas expedidas por el Poder Legislativo. 
  • Ministro Pérez Dayán se excedió e incumplió con la Carta Magna.

La senadora Geovanna del Carmen Bañuelos de la Torre propuso elevar a rango constitucional la improcedencia de la suspensión de las acciones de inconstitucionalidad de leyes y normas generales expedidas por el Poder Legislativo.

En tribuna, la senadora del Partido del Trabajo expuso que en un hecho inédito el ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Alberto Pérez Dayán decidió desaplicar el artículo 64 de la Ley Reglamentaria al dictar la suspensión de la Ley Federal de Remuneraciones Públicas; así “el ministro no solo excedió sus facultades constitucionales y legales, sino que también incumplió con el artículo 127 de nuestra Carta Magna”.

Al otorgar la suspensión se pone en riesgo la elaboración y ejecución del Presupuesto de Egresos 2019, así como la división de Poderes y se vulnera el mandato popular.

“No sólo eso, resulta irónico que un ministro del Tribunal Constitucional Mexicano solicite indirectamente que se viole el artículo 127 de la Constitución General”, añadió.

Diversos constitucionalistas han señalado que la suspensión en acciones de inconstitucionalidad no debe otorgarse por dos razones fundamentales; la primera es que con ello se evita un vacío normativo; la segunda razón es que las normas generales aprobadas por el Congreso de la Unión gozan de presunción de constitucionalidad, en tanto no exista un pronunciamiento final por parte del pleno de la Suprema Corte.

Posteriormente explicó la legisladora que la Corte es un órgano colegiado, en tal sentido que “los actos de un ministro en lo individual, no pueden invalidar temporalmente los actos de otros poderes. Así como un legislador o legisladora no puede expedir la ley por sí mismo”.

“Con esta medida salvaguardaremos el equilibrio entre los Poderes de la Unión y, lo más importante, respetaremos la voluntad y el mandato popular. No solo debemos avanzar hacia una democracia popular sino también hacia un constitucionalismo popular”, resaltó.

“Nos encontramos ante un cambio de régimen político, por ello los invito a debatir sobre el modelo de Estado que queremos para México; uno de los ejes fundamentales de este debate será el papel de nuestro Tribunal Constitucional, y sobre todo, el modelo de división de poderes que nuestro país requiere”, concluyó la senadora Geovanna Bañuelos.

La iniciativa fue turnada para dictamen a las comisiones Unidas de Puntos Constitucionales; de Justicia; y de Estudios Legislativos.

Dejar respuesta