Ingreso de jóvenes a Seguridad Vial es motivado por la profesionalización y capacitación continua

0
103

Con la transformación de Tránsito del estado a Dirección de Policía de Seguridad Vial (DPSV) no solamente cambió la imagen y se fortaleció la institución, sino que se ha logrado modificar la mentalidad de los oficiales gracias a la capacitación continua.

Es decir, se ha fortalecido la lucha contra la corrupción, una de las acciones claves del Gobierno de Alejandro Tello, mediante cursos de capacitación y actualización que no se implementaban desde hace 15 años.

“Los 291 policías viales tienen establecidos derechos y obligaciones que cumplir, de lo contrario se investiga cualquier conducta a través de la oficina de asuntos internos y se les sanciona”, dijo el Director de la corporación, Francisco Oswaldo Caldera Murillo.

Este cambio es uno de los principales atractivos que ha provocado que los nuevos policías viales tengan interés por pertenecer o ingresar a sus filas.

La oficial de la Dirección de Policía de Seguridad Vial, Laura Paola Huerta Aguilar, ingresó a la institución por vocación de servicio y en el ánimo de recuperar la confianza ciudadana hacia los agentes, lo cual se ha logrado gracias a la capacitación constante y su cambio de imagen.

Alberto Rodela Delgado, también oficial de la corporación, coincidió en la importancia de la capacitación que reciben, sobre todo en la actuación sobre el manejo de los hechos de tránsito. “Servir a la ciudadanía es gratificante y eso me motiva a pertenecer”, dijo.

Ambos resaltaron la importancia de tener el consejo y la guía de los oficiales que tienen mayor tiempo dentro de la corporación; quienes les transmiten sus experiencias.

Asimismo, coincidieron en que el combate de la corrupción, o cualquier conducta incorrecta de los integrantes de la corporación, se logra a través de la denuncia ciudadana ante las instancias legales correspondientes.

El Director de la Policía vial explicó que tienen una oficina de asuntos internos y un consejo de honor y justicia, que son los encargados de investigar y sancionar cualquier conducta o acto irregular de los policías.

Explicó que entre los principales objetivos que se establecieron como una nueva corporación está generar respeto hacia la institución y a la ciudadanía, “aspecto que ya se ha logrado”, dijo.

Por ese motivo, Caldera Murillo pidió a la ciudadanía confiar en los agentes de seguridad vial, no solamente por el cambio de imagen o colores de uniformes, sino porque hay más preparación y en consecuencia se actúa con mayor profesionalismo.

También, exhortó a los ciudadanos a que denuncien cualquier conducta irregular ya que es la mejor manera de que el cambio continúe.

Dejar respuesta